Ya le pagamos a todo el mundo el primer mes

En una nueva visita a Bolívar, el presidente de Sp. Barracas estuvo el sábado en el Estadio para presenciar el primer amistoso como local del «Rojo». Allí se lo vio en compañía de representantes de las empresas que aportarán los fondos para llevar adelante el proyecto. Al término de la jornada, aunque prefirió no hablar de dinero, analizó la actualidad del proyecto, pidió acompañamiento y señaló los objetivos trazados.
¿Cómo define este momento del club, Rodolfo?
– Es una etapa que resultó muy difícil en sus comienzos, pero ahora estamos acomodándonos y tenemos casi toda la estructura armada. Hoy (sábado) terminamos de alquilar el local, donde vamos a tener la sede social (en la avenida Alsina, ex Red Megatone), así que la semana próxima empezaremos el campeonato con las cosas más o menos encaminadas.
¿Están conformes con la forma en que se integró el nuevo plantel?
– Sí, aunque el equipo irá afirmándose con el tiempo. Nosotros empezamos a trabajar muy tarde, recién el 13 de julio, algunos refuerzos llegaron a fines de ese mes y aún hoy siguen llegando algunos chicos nuevos, así que todo es muy reciente y difícil. Físicamente todavía nos falta y en lo competitivo también, pero trataremos de paliar esos déficit con actitud.
¿Qué respuesta encontró de la gente de Bolívar a la hora de rearmar el proyecto en la ciudad?
– Buena, en verdad la gente nos ha expresado muestras de apoyo y de afecto, y eso nos ha dado ganas de continuar trabajando. Esperamos que todos sigan participando del proyecto porque eso es lo que hemos pedido desde el principio y es lo que tratamos de lograr: que la gente esté. Nos sentimos muy agradecidos con la dirigencia del Club Alem, porque nos ha dado una gran mano y de no haber sido por esa gente, en muchos sentidos nos habría resultado más difícil avanzar en determinados puntos.
¿Estimaron el presupuesto mensual que demanda tener el equipo en Bolívar?
– No, recién estamos terminando de acomodarnos. No nos gusta mucho hablar de dinero.
Pero ya tienen definido de dónde surgirán los recursos para hacer frente a los gastos…
– Este mes ya pagamos todo, cumplimos, así que… Pagamos la pensión, el comedor, al cuerpo técnico, a todos los jugadores, le pagamos a todo el mundo. En el primer mes hemos cumplido, ahora vamos por el segundo.
¿Van paso a paso o tienen otro tipo de previsiones?
– Tenemos previsiones y estamos tratando de conseguir más fondos. Esperamos que el campeonato se inicie y que la gente realmente nos apoye, que concurra, porque todo es muy lindo pero si la gente no viene y no acompaña, se hace muy duro. Una parte del presupuesto tendría que cubrirse con la asistencia del pú-blico, así que contamos con esa colaboración.
¿El proyecto se circuns-cribe sólo al equipo de fútbol o abarcará otras áreas?
– Habrá otras actividades. Nosotros somos un club y tenemos una filial en Bolívar; por eso hemos alquilado nuestra sede y tenemos pensado dar beneficios sociales en ese lugar, que tengan que ver con la cultura, la educación, la salud, la economía social… Estamos trabajando también en eso, pero vamos de a poco. Llegamos a Bolívar recién después de haber finalizado el proyecto anterior, el día 9 de julio, y hace apenas un mes que estamos haciendo esta tarea. De todas maneras creo que ya hemos avanzado bastante, levantamos una estructura, conformamos un equipo, tenemos un director deportivo (Abel Moralejo), tenemos encaminadas las categorías infantiles y estamos con esto de la sede social. Hoy firmamos el contrato de alquiler y el 1 de septiembre empezaremos a trabajar para ver si podemos «vestirla» e inaugurar el gimnasio que funcionará allí mismo, junto a las oficinas para venta de merchandising.
¿Está confirmado el amistoso con Boca para este miércoles?
– Se confirmaría en las próximas horas.
El pedido a la gente es el de acompañar al equipo. ¿Cuál es la propuesta, sobre todo para aquellos que quedaron desengañados con el proyecto de Barracas después de la ida del Grupo Inversor anterior?
– Lo que estamos haciendo hoy es lo que quisimos hacer siempre, desde el año 2003. Se abrió como una brecha en el proyecto después del campeonato en la D, así que estamos tratando de volver a esa mística con la cual se desarrollaron las tareas en el primer año. El acompañamiento de la gente será vital, y nuestra propuesta no será sólo futbolística sino también queremos hacer todo un desarrollo social, tal como en la sede que tenemos en Buenos Aires.

Fuente: Diario La mañana de Bolívar

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 1. Guarda el enlace permanente.